domingo, 23 de mayo de 2010

Palabra seria, juego de identidades.

-

Para Isaac López
Del poeta cubano Luis Rogelio “Wichy” Nogueras (1944-1985) tuvimos noticias gracias a la generosidad de Isaac López, quien en su fresca casa de Pueblo Nuevo o al cobijo de Guaruguaja, nos invitó a introducirnos en las páginas de Imitación de la vida, libro que ganó el premio de poesía Casa de las Américas en los años setenta. Por muchas razones nos enamoramos de la poesía de Wichy, por su juego con las palabras, por su divertimiento con las identidades, por su imitación y original plagio de los poetas latinoamericanos y de otras latitudes, haciendo hincapié en una posición política, pero con un sarcástico sentido crítico.

Luego vendría una selección poética editada por Mucuglifo, Encicloferia, en la cual supimos como ahogarnos en su lenguaje, ahí pudimos darnos cuenta que, lejos del preciosismo de Ama al cisne salvaje y otras composiciones, en Nogueras abunda un inquieto inventor de fábulas versificadas, al estilo de los juglares del siglo de oro español, cada personaje de estas historias se aventura en circunstancias vitales o históricas, como el caso de Las quince mil vidas del caminante; o de otra forma poética donde el bardo se asoma al horror de los campos de concentración como en Halt! Además Nogueras tuvo siempre conciencia de una poesía que ansiaba un misticismo y por otro lado lograba captar esta atmósfera en un lenguaje coloquial.

Un aspecto de su brillante escritura es el desarrollo de una poesía erótica, donde el cuerpo de la mujer es encarnado en palabra desnuda, sin metáforas exóticas ni rebuscamientos; dentro de las noticias tenemos que Luis Rogelio Nogueras se desempeñó como un excelente amante, como dicen por aquí, donde ponía el ojo ponía la bala, o en su caso la pluma.

Nunca podremos olvidar eternos versos circulares como el Eternoretornógrafo, uno de muchos donde hace gala de su amplio intelecto y conocimiento de la cultura y la literatura, influenciado tal vez por la lectura de Nietzsche y su mito del eterno retorno.

Después de todo a un verdadero poeta no le hacen falta homenajes, ya que su poesía habla por ellos. En todo caso el vate ya anunció su gratitud ante la vida y tal vez su epitafio:

“Gracias, poesía,/ por enseñarme que el camino hacia la verdad no puede pasar por la mentira,/ que los medios son también parte del fin;/ gracias por recordarme que sólo el futuro no deja huellas,/ por mis defectos que me hicieron humano,/ por mi hora de pena y mi hora de gloria./ Gracias por tu dulce y terrible compañía./ No me abandones.”
                                                                                                                      Anthony Alvarado.
                                                                                                            
          Poemas de Luis Rogelio Nogueras
 
Ama al Cisne Salvaje

No intentes posar tus manos sobre su inocente
cuello (hasta la más suave caricia le parecería el
brutal manejo del verdugo).

No intentes susurrarle tu amor o tus penas
(tu voz lo asustaría como un trueno en mitad de la noche).
No remuevas el agua de la laguna no respires.
Para ser tuyo tendría que morir.

Confórmate con su salvaje lejanía
con su ajena belleza
(si vuelve la cabeza escóndete en la hierba).

No rompas el hechizo de esta tarde de verano.
Trágate tu amor imposible.
Ámalo libre.

Ama el modo en que ignora que tú existes.
Ama al cisne salvaje.


Lábios sem beijos*
(Imitación de Carlos Drumond de Andrade)

Otra boca besa la boca que mi boca ya no besa
otras manos tocan las manos que mis manos ya no tocan
otros ojos se miran en los ojos que ya no ven mis ojos

boca que te fuiste
manos que se fueron
ojos que se fueron

mi mano escribe el poema
que mi boca no quiere repetir, no
que mis ojos no quieren leer, no

mi mano escribe el poema de tu boca
(que tampoco repetirá tu boca)
el poema de tus ojos

(que tampoco leerán tus ojos)
el poema de tus manos
(que tus manos no tocarán)

se fue la boca, sí
se fueron las manos, sí
se fueron los ojos, sí

sólo queda el poema
manco
ciego
mudo

*Labios sin besos.

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...